Temporada de mandarinas

Una receta botánica donde las mandarinas son las protagonistas: tintura madre para el dolor de cabeza o la migraña (sólo para uso externo).

Cada invierno, le dedico una nota a la Mandarina. No sólo porque me recuerda a mi infancia, sino porque es un festín para los sentidos y la salud. Sabe y huele tan rico, que ha recibido cientos de poemas y cuentos infantiles en su honor.

Mandarinas

Olorosas
Sin rendir su fuego
ni el otoño
Su redondez
entrando en todas partes
Las mandarinas quedan
todavía
suspensas del calvario de una rama
con que se azota el viento,
cuando ya el viento es ido
y de la rama queda apenas
un comienzo de verde renovado

Se adivina por ellas
el ramaje,
donde la flor
ya se insinúa
pero dispone aún
de ese mañana
en que sueña, remota,
ya haber sido


Rolando Morelli

Los jugos de fruta son esenciales en los procesos desinflamatorios y depurativos del organismo. Por ejemplo, el jugo de la Naranja, Limón o Mandarina es importantísimo en casos de artritis y reuma, como así también ante la carencia de vitamina C. Es que la naturaleza es sabia y siempre nos brinda lo que necesitamos en cada estación para no enfermar. Los cítricos son un tesoro de la alimentación. Proporcionan al organismo un efecto levemente sedante y desinfectan el intestino, de aquí su empleo insustituible en las patologías febriles e infecciosas, sobre todo de origen gastrointestinal. Su jugo rico en minerales y vitaminas hace soluble el ácido úrico de las personas con reuma o artrosis, facilitando su eliminación. De todos modos, se sugiere que moderen su consumo, ya que en exceso podría desmineralizar la sangre.

En esta ocasión, me detendré en una de las tantas preparaciones medicinales que podrás elaborar en casa con las mandarinas como protagonistas, y que brinda muy buenos resultados.

Tintura madre de Menta (Mentha piperita), Tomillo (Thymus vulgaris), Cáscaras de Mandarina (Citrus reticulata) y Clavo de Olor (Syzygium aromaticum). Receta sólo uso externo:

  • Un puñado de hojas secas de Menta.
  • Un puñado de hojas secas de Tomillo.
  • Algunas cascaritas de Mandarina secas.
  • 10 Clavos de Olor.
  • Vodka.

Colocar las plantas en partes iguales junto con el Clavo hasta la mitad de un frasco hermético (en cualquier frasco hermético que tengan en casa, los de mermelada o yogur –por ejemplo– vienen muy bien), luego completar con Vodka y agitar levemente. Dejar macerar en un sitio fresco y oscuro durante 21 días aproximadamente. Pasado ese lapso, colar y colocar en un frasco color caramelo con tapa común. Masajear en las sienes y en la zona de la nuca cuando haya dolor. Es una tintura de uso tópico, analgésica y antiinflamatoria. ¡Y qué aroma! ¡Casi un perfume! Te va a encantar.

Tintura madre analgésica y desinflamatoria

Si te gustaría aprender más recetas botánicas, puedes realizar el Curso de Formación en Plantas Medicinales y Naturalismo a distancia, y elaborar tus propios remedios herbales basados en la herbolaria ancestral y la evidencia científica.

Si lo que deseas es profundizar en el cuidado de tu salud de manera natural, no te pierdas el Taller sobre Autogestión de la Salud que estaré brindando de manera presencial en el mes de Agosto (cupos limitados) en Villa Urquiza, CABA.

Si, en cambio, deseas recibir muchas notas más con contenido de valor, puedes unirte a la comunidad del Diario a través de la Membresía y recibir ediciones especiales en tu bandeja de entrada. La próxima entrega estará dedicada a otro maravilloso secreto de las plantas medicinales: cómo nos ayudan a mantener una dentadura saludable.

Importante: el consumo de hierbas medicinales es ante todo un tratamiento preventivo y, en segundo lugar, alivia un sinnúmero de malestares, pero de ningún modo deben reemplazar a los medicamentos y/o tratamientos indicados por el médico. Las plantas medicinales poseen precauciones, contraindicaciones y advertencias. Las propiedades aquí descritas son a modo informativo y sobre la base de personas sanas que no estén bajo tratamiento o tomando medicación alopática. Ante cualquier duda o inquietud, debes consultar a tu médico de cabecera.

Deja un comentario

Sitio protegido por Google reCAPTCHA. Ver políticas de privacidad y términos de servicio.

Desarrollo Web Efemosse
RSS
Follow by Email
INSTAGRAM